Contratá tu seguro
de hogar online

Encontrá la cobertura perfecta para tu hogar,
te cubrimos ante cualquier tipo de siniestro o accidente.

Hogar

Termotanque eléctrico vs termotanque a gas: ventajas y desventajas

25 de abril de 2022 por Hipotecario Seguros

Tiempo de lectura: 11 minutos

En este artículo te contamos todo lo que necesitás saber a la hora de elegir entre un termotanque eléctrico o a gas, y la diferencia entre termotanque y calefón ⚡️

Termotanque eléctrico vs termotanque a gas: ventajas y desventajas




Hacé de tu hogar un lugar seguro para vos y para ellos.




Con la llegada del frío y la necesidad de tener agua caliente, el termotanque se vuelve uno de los electrodomésticos más importantes del hogar. Según nuestra casa y las instalaciones que tenga, podremos instalar un termotanque eléctrico o un termotanque a gas. También existe la posibilidad de que podamos elegir, pero en ese caso: ¿cuál nos conviene?, ¿cuáles son las ventajas y desventajas de cada uno? En este artículo te contamos todo lo que necesitas saber a la hora de elegir un termotanque para tu casa 🏠 


Cuando baja la temperatura y necesitamos el termotanque eléctrico o a gas con más regularidad, más urgente se vuelve tomar una decisión al respecto. Si bien no es el electrodoméstico que más consume, sí significará un porcentaje alto de tu factura de luz 💡 





¿Qué es el agua caliente sanitaria?



El agua caliente sanitaria es aquella que, en nuestra casa o departamento, se utiliza en lugares como el baño, la cocina y el lavadero. Es el agua que conocemos como “agua potable”, que proviene de las instalaciones de agua de nuestro domicilio, como el termotanque eléctrico o a gas. 


Pero... no es la misma instalación que la del agua corriente, ya que se evitan aquellos puntos de nuestra casa que no es necesaria el agua caliente como en el inodoro, en el patio, etc. El agua caliente sanitaria se distribuye de manera paralela al agua fría y se conecta en los puntos de nuestra casa donde necesitamos agua a más temperatura y la podamos regular con nuestra canilla, entre los 35 y 40° 🌡


Con temperaturas más bajas, el agua caliente alcanza su pico de consumo en todas las casas. Para calentarla se consume bastante energía, por eso debemos elegir bien nuestro termotanque: es útil si queremos controlar mejor nuestros gastos en la factura.





Ventajas y desventajas del termotanque eléctrico



Si pensamos instalar uno en nuestra casa, es necesario conocer las ventajas y desventajas del termotanque eléctrico para no llevarnos una sorpresa demasiado tarde. Puede llegar a ser una gran opción si no somos muchas personas en nuestra casa o tenemos un consumo bajo. 


  • Al tener un tanque de agua ya caliente, no influye en la presión del agua.
  • Si tenemos otros electrodomésticos eléctricos en la cocina, su instalación será mucho más sencilla.
  • Existen termotanques eléctricos con una capacidad de almacenamiento alta para aquellas viviendas donde viven varias personas.
  • En algunos termotanques se puede programar la hora de encendido y apagado ⏲

Entre las desventajas del termotanque eléctrico, podemos mencionar:

  • El agua caliente tiene un límite: la cantidad de agua que contiene el tanque.
  • Al ser equipos bastante grandes, se necesita un espacio amplio para instalarlos.
  • Tienen un consumo mayor de energía.



Ventajas y desventajas del termotanque a gas



  • El agua sale caliente al instante.
  • No tendremos que esperar hasta que el agua del tanque se caliente.
  • Tendremos agua caliente de manera ilimitada.
  • Suele ser una opción más económica en lo energético, dependerá de su uso.
  • El agua se calienta mucho más rápido que con el termotanque eléctrico.
  • Su instalación es fácil, ya que todas las casas tienen tuberías de gas.
  • El agua saldrá con menor presión si tienen que suministrar dos canillas a la vez 💦
  • Si no tiene una buena presión puede bajar su rendimiento.






¿Querés saber más sobre qué cubre nuestro seguro de hogar? Entrá al sitio de Hipotecario Seguros y enteráte.




¿Qué es mejor? ¿termotanque o calefón?



Una de las preguntas más habituales de los usuarios es qué es mejor, si el termotanque o el calefón. Veamos cada caso. 


Termotanque


Una de las grandes ventajas del termotanque es que funciona con poca presión, por lo tanto permite tener varias canillas abiertas en el mismo momento sin perder fuerza. Necesitaremos un termotanque de alta recuperación, son los más convenientes, así tendremos agua caliente constantemente y en abundancia. 


En la instalación se necesitarán cañerías de menor diámetro que el calefón, pero tendremos que estar atentos a las distancias que recorren para que no pierdan presión y que cuenten con un aislamiento adecuado. Esto sucede porque tiene un consumo de gas elevado y si se debe mantener la temperatura en largas distancias, aumentaremos el gasto. 


Como todos los electrodomésticos, el termotanque a gas o eléctrico también tiene desventajas: una de ellas es que debemos elegir la capacidad correcta para nuestra casa; si no, al tener la canilla abierta la temperatura irá disminuyendo. Esto sucede porque el termotanque no llega a abastecer la demanda que tiene. 


Hay que prestarle atención al tiempo de recuperación, así no tendremos que esperar tanto tiempo para que vuelva a calentar el agua. 


El termotanque eléctrico o a gas tiene una vida útil de cinco años aproximadamente: dependerá del mantenimiento que se le haga. Uno de los grandes problemas es la generación de sarro, que puede disminuir la capacidad del termotanque para subir la temperatura del agua.



Calefón


Tiene una vida útil de 10 años, sin necesitar tanto mantenimiento. Es fácil de reparar y los repuestos son económicos, a diferencia del termotanque que en muchos casos es más barato comprar uno que arreglarlo 💰


El calefón no tiene un gasto tan elevado de gas y su rendimiento es mayor, funciona calentando el agua natural que circula a través de él, con metales de alta conductividad térmica y se puede regular la temperatura a gusto. El agua se calienta más rápido y a la temperatura que necesites, sin un gasto excesivo de gas. 


Para poder tener un buen control de la temperatura, el calefón necesita instalarse en un lugar accesible y a cierta altura, así no pierde presión. Este es un punto esencial para saber si es la mejor opción para nuestra casa: necesita de una presión mínima de agua para prender y mantenerse, no se puede abrir varias canillas a la vez ya que pierde presión. En aquellos casos en los necesitemos hacerlo, se puede instalar una bomba de presión o incluso dos calefones para no tener problemas con la alta demanda de agua. 


Por último, debemos tener en cuenta si en nuestra casa tenemos gas natural o gas envasado, ya que las propuestas de calefón son distintas para cada caso. 



Conocé los beneficios del seguro de hogar de Hipotecario Seguros. Protegé a quienes más amás.




COMPARTIR

Cotizá online tu seguro

¡No dudes más! Tenemos el mejor precio para vos
Hacelo ahora

Llevate asistencias las 24 hs